Archivo de la categoría: Suiza

Bernina Express – Un tren que cruza los Alpes

Vistas desde el tren del Llago de Poschiavo

Comenzando el descenso, al fondo el lago de Poschiavo

A los que viajamos bastante nos suele gustar mucho ir en tren. Es cómodo, normalmente rápido, a veces económico. Puedes comer, dormir o leer tranquilamente. Viajar en tren por la noche, sobre todo en verano, es una experiencia bastante agradable. El traqueteo del tren tranquiliza y hace el viaje más llevadero y confortable.

En este caso, el tren que cruza los Alpes no es un tren cualquiera.El viaje es un experiencia en sí mismo, tanto para los típicos turistas como para el que busca algo diferente. Da igual lo que esperes de un viaje, este te gustará seguro.

Y no hablamos viaje en tren cualquiera, este tren tiene algo tan especial, que fue nombrado en 2008 patrimonio de la humanidad. Solo hace falta acompañarlo de un día medianamente soleado y disfrutar de un trayecto inolvidable por las montañas. Por si solos las vías, la gran obra de ingeniería, el propio tren, o las montañas podrían serlo, pero todo junto hace de ello una experiencia única.

Vistas desde el tren de un glaciar

Vistas desde el Bernina Express

Antes que nada, un poco de historia. La compañía que hace este trayecto se llama Ferrocarril Rético o Rhätische Bahn, y es una compañía ferroviaria Suiza que opera en el sudeste del país helvético. Seguramente no os suene el cantón de los Grisones, pero si la ciudad de Davos, donde se celebra el famoso Foro de Davos.

La parte de todas sus vías que son patrimonio de la humanidad son las que van desde Chur hasta St.Moritz, que es la línea de Albula, y la línea de Bernina, que va desde St.Moritz hasta la localidad italiana fronteriza de Tirano. En total son 163 km desde Chur hasta Tirano, aunque solamente 122 son considerados patrimonio de la humanidad, desde Thusis hasta tirano.

Hay dos maneras de hacer el viaje. Una con el tren normal que usan los paisanos del lugar, un tren algo antiguo pero con mucho encanto, o el moderno Bernina Express, más cómodo, más caro, con mejores vistas gracias a su techo panorámico, pero menos bonito (y además con menos horarios disponibles). Mi recomendación es ir en el tren normal, que además sale gratis con los billetes tipo interrail. Como recomendación, hay otros trenes panorámicos válidos con el interrail, aquí una lista de algunos. También existe otro tren panorámico en Suiza, el Glacier Express, que va desde Zermatt hasta St. Moritz, y en verano hay otro tren de Zermatt hasta Davos.

Este es el tren panorámico que hace el recorrido

Tren panorámico

 

Este es el tren normal que hace el recorrido, con mucho más encanto

Tren normal

 

Trayecto del Bernina Express

Trayecto del Bernina Express

Cruzaremos los Alpes de lado a lado, durante unas cuatro horas, y atravesaremos 144 puentes y 42 túneles. Sí, más de un puente por kilómetro, ya que mucho son pequeños. El tren tiene una complejidad especial ya que en algunos tramos la inclinación es del 7% y su punto más alto se encuentra a 2253 metros, en Ospizio Bernina. Y todo esto acompañado de unos paisajes que te cortaran el hipo.

La mejor opción para hacer este viaje es si estás visitando suiza, acercarte a Zurich, que es la ciudad importante más cercana. En una hora y media estamos en Chur dispuestos a comenzar nuestro viaje. A partir de ahí, lo más importante, pillar ventanilla, sacar la cámara de fotos, y disfrutar de las vistas. Importante no perderse lo que probablemente sea lo más famoso del trayecto el Viaducto en espiral de Brusio. ¿Creías que un tren no podía hacer 360º? Pues ahí lo tienes. El viaducto se encuentra a falta de 4km para el final, cuando ya creías que lo habías visto todo, estás agotado de echar fotos y todavía no se te ha cerrado la boca, va y apareces en una montaña rusa.

El impresionante viaducto de Brusio

Viaducto en espiral de Brusio

 

Otra imagen del viaducto de Brusio

Viaducto en espiral de Brusio

Otro punto no menos impresionante del trayecto es el Viaducto de Landwasser. Es espectacular pasar con el tren por ahí, debido a su altura de 236 metros y sus grandes columnas, pero también porque atraviesas un desfiladero justo al salir de un túnel, para seguido entrar en otro. Es como, de noche, wouuuu, de noche otra vez. Este viaducto se encuentra en Filisur, a medio camino entre Chur y St.Moritz, es decir, la primera parte del trayecto. Dado que la primera parte del camino no es especialmente bonita, aunque te parezca que sí, después comprobaras que lo que al principio te gustaba al final parece poca cosa, esta gran obra de ingeniería es uno de los primeros sustos agradables que te llevarás.

El viaducto de Landwasse es uno de los puntos más impresionantes del trayecto

Viaducto de Landwasse

Otros puntos importantes son el paso de Bernina, mencionado anteriormente. El lago Blanco se encuentra en ese punto, y pese a no ser muy vistoso, es curioso ver un lago a tanta altura, en invierno helado y en verano con un paisaje más parecido a la luna que otra cosa.

En cambio el lago de Poschiavo si que es bonito. Lo comenzaremos a ver poco después de pasar el punto con más altitud. Entre frenazo y frenazo del tren el lago se irá descubriendo, cada vez más azul verdoso y más bonito. Incluso nos sorprenderá alguna pequeña cascada. Recuerda que el tren desciende más de 1500 metros, hasta Tirano que se encuentra a 429 metros.

Tranquilos, que nos os vais a perder nada, que estos suizos son muy civilizados y te avisan en tres idiomas de que viene algo bonito.

Parada obligatoria en St.Moritz, es un pueblo fantástico con un lago en medio que emana paz y tranquilidad. Puedes subir hasta la Iglesia que hay en lo alto del pueblo y descansar un rato, observar las vistas y esperar al próximo tren.

Vistas del lago de St. Moritz

St. Mortiz y el lago

 Comprar no vas a poder comprar muchas cosas, porque si Suiza es caro, este pueblo, de moda entre el turisteo europeo de élite, se sale de presupuesto. Sino ya veréis algunas tiendas que se encuentran allí…

Tirano también tiene para perder un par de horas paseando. Tiene el encanto ese que caracteriza a los pueblos que están entre Suiza e Italia, con lo mejor de ambos países, la alegría de los italianos y el buen hacer suizo, ese acento italiano tan suave y esa mezcla de gastronomías que tan buenos platos da.

La tranquila ciudad de Tirano

Tirano

Después, una vez en Tirano, podemos coger un autobús hasta Lugano (parada obligatoria si vas a Suiza, o coger un tren hasta Milán. Este viaje no desmerece al anterior, porque el tren rodea parte del lago de Como, ya que para en Lecco, y este sin duda, es el lago más bonito de todos los que hay al norte de Italia. Si puedes parar en Lecco el viaje ya sería espectacular. Aunque la opción de Lugano y seguir por Suiza hay que barajarla.

Mapa del Bernina Express

Horarios y precios:

En este link está la página con los horarios del tren panorámico. Salen a las 9 y 9:30 de Chur. Los precios para Chur-St.Moritz-Tirano y despues bus hasta lugano son 84 francos, unos 70 euros, más la reserva 9 francos en invierno y 12 en verano.

Si no quieres coger el panorámico, el tren normal tiene mucho más horarios. Se pueden mirar aquí. Los que pone RE, R, que son trenes regionales, el BE es el Bernina. Hay horarios desde por la mañana a todas las horas en punto hasta las tres de la tarde. Yo cogí el último y da tiempo tanto como para ir a Lugano o a Milán. El precio que indica es desde 30 francos, pero casi todos los días vale 60 francos. Con billetes de interrail no hay que pagar ni hacer reserva. 

Para cualquier duda, podéis preguntar en los comentarios. Un saludo